Tener Buena Salud: Te Revelamos Los Secretos

▶️ Tener Buena Salud ◀️ ¿Cómo gozar de buena salud? Hoy en día,debido al cambio cultural y a la tecnología, puede ser difícil llevar una rutina saludable.

Tener Buena Salud
Tener Buena Salud
Índice

    PRIMER PRINCIPIO: EL AIRE PURO

    Nosotros como seres humanos no le damos demasiada importancia al aire que respiramos siendo algo de vital importancia. El aire puro nos brinda salud mental ya que nuestro cerebro necesita de oxígeno para su funcionamiento, como a todo nuestro sistema circulatorio.

    Aprovecha los momentos nocturnos, ya que por la noche la suicidad del día se sedimenta en el suelo y el aire es más puro. Haz respiraciones profundas inspirando por la nariz y exhalando por la boca hasta estar un poco cansado. De esta manera aumentaremos además nuestra caja torácica y llenaremos nuestros pulmones de oxígeno puro.

    El respirar oxígeno ayuda a muchas cosas, tales como mejorar el metabolismo de la digestión, evitar el riesgo de crisis cardiaca, purifica la sangre y piel, elimina las bacterias que causan acné, limpia el cuerpo de toda contaminación, aumenta la memoria, etc. Los beneficios de una buena respiración profunda de aire puro son evidentes para tener buena salud.

    SEGUNDO PRINCIPIO: LA LUZ DEL SOL

    El sol ayuda a la formación de vitamina D, la cual ayuda a que nuestro cuerpo pueda absorber el calcio de los alimentos que consumimos, con lo cual tendremos un adecuado crecimiento y formación de huesos, cabello y uña.

    Tomar sol ayuda también a estimular la circulación de la sangre, disminuye el cansancio y produce una mejora en enfermedades reumáticas.

    La exposición al sol debe ser moderada y en caso de que el sol este muy fuerte, usar algún tipo de protector solar. Los beneficios del sol son elementales, pero nunca es conveniente exagerar o exponerse al sol en horas de mayor intensidad. Ideal para tener buena salud.

    TERCER PRINCIPIO: LA ABSTINENCIA

    Para ganar en salud, tendrás que auto disciplinarte y abstenerte de todo lo que haga mal a tu cuerpo. Tendrás que dejar el cigarrillo, el alcohol, la cafeína, la tetina, y todo tipo de sustancia que dañe tu organismo. Evitemos todo lo que nos haga mal a nosotros y a los que nos rodean.

    CUARTO PRINCIPIO: EL DESCANSO

    El descanso es parte fundamental en la salud de todo ser humano. Se calcula que en promedio dormimos un tercio de toda nuestra vida.

    Se sabe que mientras dormimos tenemos una respiración lenta y profunda, lo cual permite una mayor oxigenación de las células de nuestro cuerpo, disminuyendo el ritmo cardiaco para así reparar tejidos y las células coronarias.

    Al descansar adecuadamente nos aseguramos de fortalecer nuestro sistema inmunológico. Por esta razón es importante dormir entre 6 y 8 horas para lograr un sueño reparador.

    QUINTO PRINCIPIO: EL EJERCICIO

    Cada uno de nosotros tenemos cierta energía vital que hemos recibido de nuestros padres al nacer, esta energía el cuerpo la utiliza para todo tipo de funciones, ya sea para el movimiento del corazón, pulmones, la curación de alguna herida, a la hora de ingerir alimentos y en muchas otras ocasiones. Para toda función el cuerpo necesita de energía vital.

    Una persona que haga ejercicio, va a vivir más que una persona que no haga ningún tipo de ejercicio en toda su vida. EL corazón de una persona que no hace ningún tipo de ejercicio, late a unos 80 latidos por minuto. Serían unos 115.200 latidos al día.

    En cambio, cuando nosotros hacemos ejercicio, podemos llegar a tener el corazón a un ritmo de 60 latidos por minuto. Esto quiere decir que nuestros latidos totales al final del día llegarían a unos 86.400. Con esto nos ahorraremos unos 28.800 latidos por día lo cual sería un ahorro de energía vital tremendo y llegaremos a tener buena salud por siempre.

    El corazón tendrá que trabajar mucho más duro y gastar más energía vital si nosotros no hacemos nada de ejercicio y malgastamos energía vital que necesitaremos más adelante.

    Además de todo esto, el hacer ejercicio conserva el cuerpo saludable, fortalece los músculos y huesos, activa la circulación sanguínea y mantiene el corazón en buena forma. Al hacer deporte o algún tipo de actividad física de manera habitual, ayudamos a nuestro cuerpo a eliminar sustancias toxicas, prevenir infartos, la obesidad, la osteoporosis e innumerables beneficios más.

    SEXTO PRINCIPIO: LA DIETA

    Una dieta sana es fundamental para cuidar nuestra figura y tener buena salud.
    La organización mundial de la salud, recomienda ingerir un promedio de 2000 calorías si es que realizamos algún tipo de deporte. En caso contrario, unas 1500 calorías son perfectas.
    Es importante dejar la comida chatarra, como las hamburguesas en Mc Donalds, los hot dogs, comidas fritas, grasosas, y todo lo que nos haga mal.
    Deberemos, en cambio, ingerir alimentos sanos y de bajas calorías, como frutas, verduras, frutos secos, etc.
    Al hacer estos cambios en nuestro habito alimenticio, vamos a tener buena salud, y ya habremos superado un obstáculo muy importante.

    SÉPTIMO PRINCIPIO: EL AGUA

    El agua es un recurso importantísimo para la vida en la tierra. El agua representa la cuarta parte de toda la superficie terrestre.
    El cuerpo del ser humano está compuesto en su mayor parte por agua, aproximadamente de un 70%. El agua nos ayuda a tener buena salud.

    Hoy en día, habiendo tantas bebidas con varios químicos y conservantes que dañan a nuestro cuerpo, es muy difícil ingerir un mayor porcentaje de agua pura, ya que en nuestra sociedad, nos han acostumbrado a beber todo tipo de bebidas dulces.

    Toma gran cantidad de agua, aproximadamente unos 2 litros por día. Al beber mucha agua desintoxicaras tu cuerpo y mejorarás tu salud.

    OCTAVO PRINCIPIO: LA CONFIANZA EN DIOS

    Aunque hagamos todos los pasos anteriores y estemos bien físicamente, no nos garantizará evitar algún tipo de enfermedad y tener buena salud.
    Si nosotros a pesar de cuidar nuestra salud, odiamos, engañamos, mentimos, etc. todo esto influirá en nuestro cuerpo, ya que estamos dañando nuestro espíritu y actuando inmoralmente.
    Al cumplir con la palabra de Dios, estaremos teniendo una vida espiritual y mental más plena, ya que al actuar contra la ley de Dios, afectará a nuestra salud al largo o corto plazo.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir